Mis inicios en la fotografía estuvieron impulsados a que tuve un empleo que requería que estuviera viajando constantemente a varias ciudades dentro del país. Es entonces que hubo un día en que me di cuenta que tenía una amplia galería de fotos de personas, lugares, objetos y paisajes, pero, todas en mi celular.

Empecé a organizar mi galería de manera muy básica y personal, no tenía ningún programa de edición, ni siquiera alguno básico, todo lo “editaba” desde mi celular y mi galería estaba “expuesta” en Hi5, aun así empecé a encontrarle “amor” a estas fotos pues me traían recuerdos vívidos de personas y lugares que había conocido en mi andar y fue entonces que  decidí finalmente a comprar mi primera réflex.

Mi primer gran viaje en el que me propuse a usar este equipo fue uno que realice a Europa, estuve en Paris, Madrid, Londres y Edimburgo; recuerdo que justo antes de irme compre un objetivo angular, el famoso ´Tokina 11-16 mm 2.8f’  pues de acuerdo a todas las reseñas que encontré en internet era el objetivo “ideal” para emprender mi primer misión fotográfica donde mi objetivo era paisajes y arquitectura.

La verdad es que solo hice una que otra fotografía buena, era mi primer viaje. El detalle está en que en 2016 viaje al mundial en Brasil, no sabía si iba a poder andar en el estadio con mi Réflex y aparte con el Tokina 11-16 (que los que lo conozcan sabrán que es un objetivo, grande, pesado y muy llamativo) así que me hice de una cámara de bolsillo pero con un sensor de 1 pulgada, manual y con archivos RAW.

Al regresar de Brasil simplemente quede impresionado con la calidad de las fotografías, así que posteriormente en un viaje a Nueva York donde hice un par de sesiones con una boutique de Manhattan decidí llevar también mi cámara de bolsillo y hacer fotos con ambas.

Recuerdo que en una caminata que realice con un grupo llevaba mi réflex y varios lentes más, hubo un momento en que ya no podía caminar por el dolor de espalda, fue terrible y yo solo estaba tomando fotos con mi cámara de bolsillo.

A partir de entonces es que en mis viajes no he vuelto a usar una cámara réflex, la cámara de bolsillo utilizada es de un sensor de una pulgada.

Ya hay varias marcas como Sony, Canon, Fuji y recientemente Nikon que ofrecen cámaras de “bolsillo” con buenos sensores, incluso algunos del mismo tamaño que el de algunas réflex de sensor ASP-C (Canon) o DX (Nikon).

Les puedo decir que las mejores fotos de viajes las he tomado con estas cámaras de bolsillo, tanto de paisajes como de personas, pues aparte de todo son menos intimidantes que traer una réflex con un angular.

Sinceramente cuando salgo de viaje y veo el clásico turista con su réflex y lente enorme me da un poco de risa, ya que en muchos casos se nota que lo hacen para fines simplemente personales.

Por otra parte, me parece que en el mercado existe muy poca información sobre estas cámaras más compactas pero con buenos sensores aunque también es muy cierto que no son baratas y quedan un poco en el limbo,  pues estan los que quieren una cámara para sus vacaciones que no van a invertir tanto y también están en el otro lado los que quieren invertir más y que  van a pensar que una réflex es una mejor inversión, y bueno, puede ser que sean un lujo, pero ahora yo las veo más con una gran solución y necesidad, no por nada  el mercado está empezando a tener un boom en cámaras más pequeñas con las mirrorles, pero bueno, volviendo al tema de las cámaras de bolsillo de excelentes prestaciones un ejemplo de estas son la línea RX100 de Sony y la GX1 de Canon.

Les puedo decir que he hecho impresiones de estas fotos de tamaños relativamente grandes y la calidad no desmerece. Al final lo importante al elegir una de estas cámaras es lo siguiente:

  • Sensor de 1 pulgada o mayor.
  • Sea total y completamente MANUAL.
  • Fundamental: Maneje archivos RAW.
  • Si es posible, buscar que tengan lentes con aperturas de entre 1.8 y 2.8.

Les invito a revisar reseñas y conocer a más detalle de estas cámaras y vean las increíbles capacidades con que estas cuentan.

Por último les quiero compartir dos galerías de fotos de algunos de mis viajes hechas TODAS con mi cámara de “bolsillo”: